Comunicados Unidas Podemos

  • Piden reactivar la mesa del Plan General 

Piden reactivar la mesa del Plan General 

La coalición de Podemos, IU y Equo ha registrado formalmente el pasado 7 de noviembre una petición al Gobierno Local para que reactive la Mesa Participativa del Plan General, con la presencia de los grupos municipales y de todos los agentes sociales, tal como se hizo en la anterior legislatura. De este modo, pretenden retomar el proceso participativo que quedó trunco antes de las elecciones locales, y que se informe al conjunto de la ciudadanía de cómo van los trámites respecto a la elaboración del Plan General Municipal de Ordenación del Municipio.

Pilar Marcos, portavoz del grupo municipal, ha reiterado el rechazo a que se siga urbanizando en costas y montes del municipio, así como la expansión innecesaria del suelo urbanizable en general, habida cuenta del gran número de solares y viviendas vacías que hay en Cartagena: “Tras la manifestación histórica por el Mar Menor nuestra sociedad ha dejado muy claro que no tiene ninguna lógica seguir enladrillando el municipio y volver al modelo de la burbuja. Lo que hay que hacer es consolidar las tramas urbanas existentes, y sobre todo arreglar los barrios y diputaciones de Cartagena, que se encuentran sumamente deteriorados en materia urbanística, servicios, vivienda, etc.”

Desde la coalición han pedido al Gobierno Local que no delegue sus competencias urbanísticas en la Comunidad Autónoma, y que si quiere hacer efectiva la moratoria, que lo haga a través del Plan General, que es el instrumento para ello: “Hay que frenar el enladrillamiento de nuestras costas, espacios rurales y montes, y eso hay que hacerlo a través del Plan General y con presupuesto, recuperando para uso público todos los espacios naturales que se puedan, expropiando, comprando o permutando por razones medioambientales y sociales. El Vivero de La Manga, la mole de Playa Paraíso, la Urbanización Buenos Aires, el hotel de lujo Los Urrutias o la urbanización del Cerro de los Cuatro Picos son solo algunos ejemplos de un modelo urbanístico irracional, que ha primado el interés económico de unos pocos constructores antes que el bienestar general.”

Además de recordar que presentará alegaciones al programa de actuación del Plan Parcial el Vivero de La Manga, desde la coalición han insistido en que el Plan General tiene que hacerse de manera consensuada y democrática, ya que el proceso participativo de avance fue una mera puesta en escena del Gobierno de Castejón, un paripé electoralista para “cubrir el expediente”: “El documento de avance que nos presentaron finalmente ni siquiera tuvo en cuenta los aportes vecinales, ni de los colectivos y tampoco de los propios organizadores, como la cátedra de la UPCT, que era la encargada de motorizar el proceso y que salió profundamente decepcionada con el documento final. Esto resulta intolerable, ya que el urbanismo de Cartagena no puede volver a cocinarse en los mismos despachos de siempre y para construir de manera innecesaria hasta en el último rincón del municipio.”

Por último, desde la coalición han considerado que el Plan Director de Reforestación, que actualmente se está comenzando a trabajar, también se tiene que incluir e ir en consonancia con el nuevo Plan General, ya que esta es la herramienta idónea de cara a ganar zonas naturales para uso público, planificar corredores verdes y destinar espacios a la recuperación de masa arbórea en todo el municipio.