El 5G obliga a resintonizar las antenas comunitarias

La última generación de la industria de la telefonía móvil supone que nuevamente deban ser resintonizadas las antenas colectivas de los edificios, siendo el plazo hasta el 30 de junio de 2020.

En las viviendas individuales bastará con resintonizar la televisión con el mando. La nueva tecnología facilitará más rapidez y capacidad en la conexión a la red de Internet.


El gasto de aparatos y adaptación de antenas será subvencionado por el Gobierno Central, que en junio de este año aprobó, a través del Consejo de Ministros, un real decreto por el que se liberará la banda de 700 MHz del espectro radioeléctrico que actualmente ocupa la televisión digital terrestre para dejar espacio a la tecnología 5G. El presupuesto de subvenciones fijado para cubrir esos gastos en las comunidades de propietarios es de 150 millones de euros. Las cuantías de la subvención oscilan entre 104,3 euros y 677,95 euros, en función de la infraestructura previamente instalada.  

La liberación del Segundo Dividendo Digital finalizará antes del 30 de junio de 2020, cumpliéndose de este modo con el calendario establecido por la Unión Europea y con la hoja de ruta publicada por el Ministerio de Economía y Empresa el 29 de junio de 2018. El Gobierno convocará una licitación pública para asignar esa banda a los operadores de forma que la misma pueda estar disponible para ofrecer servicios de 5G antes del 30 de junio de 2020.

Se establece una fecha límite -1 de enero de 2023- en la que todos los canales de televisión deberán evolucionar a alta definición y se contempla la adaptación tecnológica de los aparatos receptores de televisión digital terrestre. Transcurrido el plazo de nueve meses desde la entrada en vigor del real decreto, se establece la obligación para todos los aparatos que se pongan en el mercado español de incluir la capacidad de recibir emisiones con la tecnología de transmisión de señales DVB-T2, además de las emisiones en alta definición. Los de mayor tamaño deberán ser compatibles con las emisiones en ultra alta definición e incorporar capacidad de conexión a banda ancha y servicios interactivos HbbTV.

En marcha

El jueves pasado se inició la segunda fase del llamado segundo dividendo digital, en el que más de 1.400 municipios de Madrid, Canarias, Cantabria, Cataluña y algunos municipios de Aragón, Comunidad Valenciana, Castilla-La Mancha y Castilla y León tendrán que mover los canales de TDT de la banda de 700 MHz a la banda de 600 MHz (de 470 MHz a 694 MHz), para liberar unos 100 MHz (de 694 MHz a 790 MHz) y poder efectuar el despliegue de la red 5G. Luego se extenderá al resto del país.


La liberación del espacio ocupado por la TDT a otra banda es solo uno de los pasos necesarios para la llegada de la tecnología 5G, que incluye el rediseño completo de la red celular para poder satisfacer las necesidades que las nuevas aplicaciones necesitan y que no se pueden cubrir con la tecnología 4G actual.

Si todo sale como está previsto, para finales de 2022 o inicios de 2023 será cuando funcionen las primeras redes reales de 5G.